Egresados ULSA                                  ULSA Comunidad ULSA Radio youTube Facebook Twitter Buscar

Stephanie De Haro Herrera

¿Dónde están nuestros egresados? — Autor: admin publicado: May 27, 2014 a las 11:35 pm

Química en Alimentos
2006-2010

Lo que platican mis padres es que desde que estaban embarazados fui un bebe muy anhelado, mi abue Tita y Papá decían que sería niño por lo que todo lo compraron azul, pero el instinto de mamá decía que era niña, así que solo le permitieron comprar un mameluco rosado. Nací el 28 de agosto de 1987 y como mis papas trabajaban asistí a la guardería, lo cual creo que fue muy bueno ya que al año de nacida caminaba, comía sola y era una niña sociable.

Tres años después llega mi hermana, que para ser honestos me llegue a sentir desplazada, ya que no era la única nena de papas. Hoy agradezco tanto a Dios por darme una hermanita con quien jugar, una cómplice y poder compartir con ella tantas experiencias de vida.

Tres años más llega el esperado bebe gordito, mi hermano, el consentido, ya saben por ser el pequeño. La realidad es que hemos recibido muy buena educación de mis Padres, a todos nos apapachan, escuchan, aconsejan y apoyan.

La primaria la estudié en el Kipling que fue de la época más difícil de mi vida estudiantil, la carga de trabajo era mucha, los niños eran crueles y me faltaba confianza, mis calificaciones fueron bajando conforme cambiaba de grado.

Papá se quedó sin trabajo por lo que tuvieron que cambiarnos a una escuela pública, fue un cambio muy importante para nosotros, pero me enseño mucho, aprendí que debo confiar en mí y el valor que tengo como persona, y que las cosas materiales van y vienen. Lo que importa es la unión familiar. Mama nos enseño que no importa el nombre de la escuela sino que tomemos la oportunidad de aprender.

En la secundaria me di cuenta que tenia habilidades intelectuales, por lo que me resulto muy sencillo el paso por esta etapa y es aquí donde inicia mi gusto por la Química.

Al no conseguir Papá trabajo, Mamá empezó a hacer Pasteles y galletas, convirtiéndose en un negocio familiar con lo que salimos adelante por dos años. Mis hermanos y yo los apoyábamos en lo que podíamos y también nos salíamos a vender galletas de puerta en puerta, la mayoría de las veces nos cerraban la puerta, pero eso no nos detuvo seguimos insistiendo hasta que lográbamos venderlas.

El bachillerato me permitió hacer grandes amigos y confirmar mi gusto por la Química, tuve un gran maestro que le apodaban “El Papi” quien me hablo de una carrera de química que tenía que ver con los alimentos y que podría desarrollar productos para el beneficio de la gente y es cuando inicio mi búsqueda de carreras en esta área.

La Universidad La Salle tiene la carrera de Química de Alimentos con un plan de estudios muy atractivo y siendo una universidad preocupada por la comunidad se convierte en la mejor opción, solo que mis padres no podían pagarla y solicitamos ayuda a la Universidad con una beca, la cual afortunadamente me la otorgaron.

El paso por la Universidad fue una gran experiencia, donde gane muy buenos amigos, nuevos conocimientos y tuve excelentes profesores. Me dio la oportunidad de realizar el 1er verano de investigación científica, con lo que viví la experiencia de realizar este trabajo experimental, así como una Tesina y enfrentarme a un jurado, donde se me cuestiono y tuve que defenderlo. Sé que este proyecto de verano de investigación científica continua en la Universidad lo cual me da mucho gusto, aprovechen vivir esa experiencia.

Para realizar nuestro proyecto final hubo una serie de presentaciones a los profesores donde se nos cuestionó que beneficio aportaba la propuesta a la población y los proyectos desarrollados fueron con ese enfoque. Considero que los 4 proyectos presentados de mi generación fueron excelentes y cumplieron el fin.

En Diciembre del 2010, semana y media después de acabar la carrera entro a trabajar a Grupo Bimbo, en el área de Etiquetado Nutrimental y Normatividad, donde me permitieron aprender y optimizar el sistema que utilizaban.

Para Mayo del 2012, inicio un nuevo camino, donde Comercial Ferbera me da la oportunidad de trabajar en el área comercial. Tomo el nuevo reto donde descubro que me gustan las ventas técnicas, el trato con los clientes, poderles ayudar a solucionar sus problemas o desarrollar sus proyectos. Este trabajo me mantiene en actualización constante y me permite aprender cosas nuevas de mi carrera y de otras áreas como planeación, estrategia, logística, importaciones y mucho más.

Gracias a todas las personas que han estado en mi camino y que me han enseñando tantas cosas, los llevaré siempre en mi corazón.
Lo que les puedo compartir es que en los 3 años que llevo fuera de la Universidad la Salle he escuchado muy buenos comentarios, las generaciones pasadas realizaron muy buen trabajo en diversas empresas y cuando están reclutando para algún puesto, les aseguro que buscan gente de la Salle.

Escribe un comentario